Una de las frases mas utilizadas por mis clientes cuando los atiendo es: “entre semana me porto como un ángel y desde la tarde de viernes y hasta domingo todo cambia”. Se siente identificado?

Los fines de semana son momentos difíciles para las personas que cuidan su peso. Es un momento de premiarse, relajarse y  no pensar en las dificultades que tuve entre semana. Es la ocasión de reunirnos con amigos y familia y siempre todo gira alrededor de la comida y las bebidas. Nadie esta exento de esto! Es una realidad que no podemos evitar. Sin embargo, si no establecemos medidas y nos cuidamos, podríamos echar a perder todo el trabajo que con tanto esfuerzo hicimos de lunes a viernes.

Si usted es de esas personas que le gusta pesarse sin obsesionarse, puede iniciar por tomar el peso el viernes en la mañana y motivarse con todo su trabajo de la semana. De esta forma se motivara para el fin de semana y hará menos desarreglos en su alimentación.

Cuando sabemos que tenemos una cena ese viernes o sábado, donde no cree que sea muy saludable la comida, comience por hacer ejercicio físico ese día, consuma meriendas frescas como fruta y vegetales, incluya de almuerzo una deliciosa ensalada con proteína o sopa de vegetales, aderezos bajo en grasa y evite galletas, panes o postres. Realice una merienda con proteína antes de su cena o fiesta, por ejemplo con un yogurt descremado, yogurt griego con almendras, fruta con queso o un batido de proteína, de esta forma no llegara demasiado hambriento y listo para arrasar con las bocas. Aléjese de esos alimentos que no podemos parar de comer, como por ejemplo las semillas, las papitas, tostaditas, galletitas o lo que le resulte imposible dejar de comer. Otra opción es servirse los aperitivos en un platito pequeño y no repetir. También puede esperar a que se sirva el plato fuerte y coma moderado de todo, disfrute la comida y a la hora del postre, coma de tres a cuatro cucharaditas para evitar consumir todas esas calorías. Si de bebidas con alcohol se trata, prefiera combinarlas con bebidas sin calorías como agua mineral, quinada sin azúcar y  gaseosa sin azúcar.

Recuerde, se acerca diciembre, tenemos que prepararnos para salir de ese mes sin kilos de mas. Comience a practicar estos hábitos y va a ver como es posible que no le afecten los eventos sociales su peso. Solo es cuestión de actitud, querer estar bien de salud y sostener un peso saludable. Aumente la dosis de ejercicio, planifique sus comidas por semana y aprenda a vivir con las fiestas sin sufrir.

Cuando se ha apegado a un plan nutricional por mucho tiempo, lo ultimo que va a querer es echar todo a perder. No piense en premiarse con comida o bebidas, invierta ese premio en ropa de ejercicio, de vestir o algo que no tenga que ver con comida. Por supuesto disfrute de las comidas del fin de semana, de los momentos especiales, pero siempre recuerde que le va a tomar tiempo reparar ese desliz y que es mejor moderarse para poder equilibrar su alimentación y que no hayan consecuencias muy graves. Como siempre les digo, una Nutrición Sostenida es la clave para poder vivir sano, con un peso saludable y  en armonía con su vida social.